Colombia: bandas emergentes buscan el control a través de las violaciones sexuales

Según concluye un reciente estudio de la Corporación Nuevo Arco Iris

AmecoPress/SEMlac.

Las estructuras paramilitares y sus “hijas”, las bandas emergentes, están usando la violación sexual como un mecanismo para el control de las organizaciones sociales y de las mujeres, según concluye el estudio recién elaborado por la Corporación Nuevo Arco Iris.

Ariel Ávila, integrante de esta organización no gubernamental, afirmó que las mujeres son violadas y asesinadas por grupos emergentes para evitar que reclamen sus tierras, arrebatadas por los paramilitares mediante el terror y el desplazamiento forzado.

Durante las dos administraciones del saliente presidente Álvaro Uribe, se impulsó una política de entrega y desarme de los grupos de derecha, conocidos como paramilitares, que produjo la desmovilización de unos 30.000 hombres.

No obstante, en zonas donde más desmovilizados hubo, como la Costa Atlántica, han emergido nuevos grupos de derecha que han hecho el relevo a las organizaciones paramilitares.

“En la Costa Atlántica las mujeres son más atacadas que en otras zonas. No sólo son violadas, sino amenazadas, e incluso asesinadas”, precisó Ávila.

La violencia sexual en el marco del conflicto armado lamentablemente no es un hecho nuevo. Lo novedoso es que el estudio revela que este delito está siendo usado como mecanismo para el control social, además de seguir siendo un acto de revanchismo contra el enemigo.

Son mujeres más de la mitad de las personas que huyeron – y huyen – de sus tierras para poner a salvo sus vidas amenazadas por los actores armados del conflicto que vive Colombia. Así mismo, las organizaciones de desplazados internos están conformadas mayoritariamente por mujeres.

Las políticas gubernamentales de atención a la población desplazada incluyen la restitución de sus tierras, las que al huir fueron o bien compradas a muy bajo precio por testaferros de los paramilitares o, simplemente, invadidas por sus lugartenientes.

Es por ello que integrantes de las organizaciones de desplazados y de ONGs que apoyan a las víctimas del conflicto armado se han convertido en los blancos predilectos de las bandas emergentes.

Link para leer la nota de prensa completa:

http://www.amecopress.net/spip.php?article4711


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: